PARA DOS,

CABALLAS CON LIMÓN Y CEBOLLAS FRESCAS

15.3.15 Isabel Reina Cocina con Reina 12 Comentarios




Hoy os traigo unas caballas, preparadas de una forma muy simple, pero deliciosas. 
He tenido la suerte de encontrar en la pescadería un buen ejemplar, de tamaño y de calidad, siempre pienso que cuando una carne o pescado es muy bueno, lo mejor es no camuflarlos con salsas o aderezos, por eso he elegido una receta con pocos ingredientes.
Particularmente no es de mis pescados favoritos, pero si de mi catador, así que seguro que lo disfruta mucho.
Como intento poner el pescado con el mínimo de espinas, para eso hay que comprarlo de un buen tamaño.
Como estamos en plena temporada no habrá problemas para comprarlas.
Esta receta es para el reto Cocinamos con Reina



Necesitamos:

Caballas
Aceite de oliva virgen extra
Limón
Cebollas frescas o cebolletas
Perejil
Sal
Ajo

Preparación:

Pedimos al pescadero que nos haga dos filetes con la caballa, desechando la espina central.
Como es un pescado sangriento, lo ponemos en agua con sal unos 10 minutos.
Pasado este tiempo lo sacamos, escurrimos y secamos bien con papel de cocina.
Con ayuda de una pinza, intentamos quitar lo máximo de espinas, después lo agradecemos al comerlas.


Ponemos una sartén con un buen aceite y sofreímos las cebolletas con tallo incluido y cortada en rodajitas, las hacemos a fuego medio como 5 minutos.

Mientras se va haciendo el sofríto, encendemos el horno a 220º.
Untamos con los ajos la fuente donde iran las caballas al horno.
Ponemos unas gotas de aceite y la caballa apoyada en su piel, añadimos un hilo de aceite y horneamos como 7 minutos.


Terminamos la cebolleta añadiendo el zumo de un limón y perejil fresco troceado.

Sacamos la caballas y añadimos el sofríto por encima, movemos bien la fuente donde están las caballas junto con el sofríto de la cebolleta para que ligue todo bien.
Y listos para zampar!
Servir de inmediato!


También podrían interesarte

12 comentarios:

  1. se ven muy apetecibles !! sencillas y buenas
    bss

    ResponderEliminar
  2. Menuda forma más sencilla y más sana de prepararlas, me ha gustado mucho.

    besos

    ResponderEliminar
  3. Muy sencilla, y si estan bien limpitas seguro que me las comeria. Muy rico, si señora.

    ResponderEliminar
  4. Pues a mi me encanta la caballa, pero a mi marido no le gusta nada...así que la pongo solo para mi y mi madre, (mis hijos tampoco la quieren) me guardo esta receta porque es fácil y rica y la puedo hacer solo para mi. Bs.

    ResponderEliminar
  5. Yo también pienso que a un buen pescado cuanto más sencillo, más rico. Como las caballas no me gustan demasiado, yo les hice una salsa y así me la comí como más disimuladas.
    Estas que has hecho tienen que estar deliciosas, me guardo la receta para otro pescado!!
    Un bst.

    ResponderEliminar
  6. Me encanta la sencillez de tu receta, yo casi para cualquier pescado hago algo parecido, con poca grasa, cebollita, un poquito de limón y poco más. Es que tampoco necesita mucho más. ¡Genial el recopilatorio de caballas! Un besazo reina

    ResponderEliminar
  7. ohh, me gusta mucho la idea, la verdad es que no paro de buscar recetas distintas de pescado para poder ver si alguien que yo me sé deja de protestar cada vez que lo cocino ^^

    ResponderEliminar
  8. A mi tampoco me hacen mucha gracia, pero tu forma de prepararla me ha gustado mucho. Asi que las haré con tu rica receta y así las comemos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Tampoco es de mis pescados favoritos pero me lo como a pesar de las espinas. El sofrito con la cebollita estará para morirse, niña, desde luego buena pinta si que tiene!
    Un beso grande y que tengas una buena semana.

    ResponderEliminar
  10. Excelente receta, que facilita comerse el pescado, a los que son más de comer carne.

    ResponderEliminar
  11. Pues me encantaría probar este plato, la caballa me gusta mucho.

    ResponderEliminar
  12. Muy ricas y deliciosas. Tomo nota de tu receta. Besos HASTA EL PRÓXIMO RETO.

    ResponderEliminar

Tus comentarios son muy importantes para mi, así que no te vayas sin decirme si te ha gustado esta receta.
Este blog no publica comentarios anónimos.