RECETAS CON VERDURAS

GRATINADO DE ESPÁRRAGOS Y CHAMPIÑONES

26.6.16 Isabel Reina Cocina con Reina 9 Comentarios






Este es el último Asaltablog de la temporada, llega el verano y nos vamos la mitad de las blogueras de vacaciones!
A mi me ha tocado asaltar el blog de Catina, Las cocina de Catina. No ha sido un descubrimiento para mi, pues soy seguidora suya desde hace tiempo y sus recetas son muy ricas.
Como me paso media vida comiendo verduras, que he de decir que me requeteencantan, siempre me viene bien hacerlas de un modo diferente, y eso le pasa a esta receta, que junto con la bechamel y el quesito gratinado,queda uhmmmm, desde luego pienso repetirla muy a menudo.

Los ingredientes que os doy son para dos personas.
A mi me gusta hacer la bechamel en casa, pero las venden ya hechas listas para usar y la verdad es que las he probado y son ricas.
Si estamos a dieta podemos hacer la bechamel de calabacin, no lleva harina y no os imagináis lo buena que está!.







Necesitamos:

1 manojo de espárragos frescos o congelados.
5 champiñones grandes
2 dientes de ajo
Sal y Pimienta
Para la bechamel:
Dos cucharadas de aceite
1 cucharada de harina rasa
1 vaso de leche
Sal y pimienta
Nuez moscada
Para terminar:
Queso de gratinar o mezcla de tres quesos

Preparación:

Mis espárragos eran congelados, los he hervido durante dos minutos, si son frescos, los hacéis un poco mas, alrededor de 7 minutos en agua con sal.
Los escurrimos una vez hechos.

Limpiamos los champiñones de posible tierra, laminamos y ponemos en una sartén con los ajos picados a saltear a fuego fuerte, salpimentamos y reservamos.


Para hacer la bechamel, ponemos el aceite a calentar, añadimos la harina y removemos sin parar hasta que tome un color dorado, añadimos la leche templada y cocemos removiendo y quitando grumos, salpimentamos y ponemos nuez moscada, debe cocer al menos 5 minutos.

En una bandeja o plato apto para hornear ponemos los espárragos todos bien parejos, los champiñones en un lado, cubrimos de bechamel, yo sólo los champiñones, y sobre la bechamel, ponemos el queso, y gratinamos a 200º durante 6 minutos o hasta que veamos que el queso se dora.

Me ha encantado, además de ser muy fácil, puedes dejar el plato montado justo para gratinar, si optamos por hacerlo así, calentamos un poco el conjunto y después procedemos a gratinar.








Como hizo Catina, yo cubrí las puntas de los espárragos para que no se hicieran demasiado al horno, las verduras muy hechas no me gustan.





También podrían interesarte

9 comentarios:

  1. Pues si que me ha gustado!! creo que lo haré pronto...soy muy de verduras y como tu dices mejor al dente!! Bs.

    ResponderEliminar
  2. Con lo que me gustan los trigueros, así gratinados tiene que estar deliciosos. Gran asalto!!

    ResponderEliminar
  3. Que buena pinta Isa y que ricos, pero sobre todo bien sano. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Qué rica para tomar de guarnición, me encantan los gratinados de verdura.
    Bss

    ResponderEliminar
  5. Que bueno tiene que estar ummm.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Un gratinado siempre es un caballo ganador, no lo dudes. Están tan buenos, sólo con un poco de bechamel y de horno...

    ResponderEliminar
  7. Hay madre mía que bien queda este plato, estoy recopilando ideas para mi cumple que se acerca y fíjate uumm que maravilla me encanta, aunque tenga que poner horno.
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
  8. Me encanta esta receta, saca de apurillos cuando los espárragos verdes ya los has hecho de 30 maneras y quieres volver a lo seguro. Buen asalto!
    Bss :)

    ResponderEliminar
  9. Que buena receta me mangastes, espero que la disfrutaras y muchas gracias por tu asalto. Un abrazo

    ResponderEliminar

Tus comentarios son muy importantes para mi, así que no te vayas sin decirme si te ha gustado esta receta.
Este blog no publica comentarios anónimos.